Con la piel de gallina

Estos días en los que parece que julio va a naufragar dentro de una mascarilla quirúrgica me planteo cómo explicarán los libros de texto lo que estamos viviendo.  

En un libro necesario de J.A. Marina y J. Rambaud, Biografía de la Humanidad, se habla de uno de los principios más intrigantes de la historia: el paralelismo y la convergencia. El primero, analiza las múltiples ocasiones en las que en distintas partes del mundo se han llegado a los mismos descubrimientos a la vez (la escritura, la agricultura o el descubrimiento del oxígeno o los logaritmos). El segundo, descubre la tendencia de la humanidad a converger, a ir en una dirección llevada por millones de experiencias humanas que avanzan casi al unísono al mismo lugar. Así, resulta fascinante hallar similitudes entre la China del siglo V a. C. y la Grecia de Péricles.

Me entretengo pensando en que está por escribir el capítulo que protagonizamos ahora, en directo, millones de personas a la vez en todas las poblaciones del Plantea. ¿Qué dirán que aprendimos? ¿Qué contarán los libros sobre 2020 en 2150?

Sospecho que hablarán del miedo, de cómo un microorganismo que ni siquiera se califica como vida puso a un planeta en pausa. Me imagino un gráfico con barras rojas.

En la página de al lado, me gustaría que contaran que fuimos una gente, un mundo, que no dejó de celebrar la vida, que consiguió recordar lo que sí sabía hacer, con quien sí quería estar, que no se rindió hasta encontrar nuevas razones por las que brindar. Tal vez cuenten que ese año fue el segundo bis de Lisette Oropesa en el Teatro Real. Que las personas aprendimos a descubrir en los ojos asomando por encima de las mascarillas, las huellas de las carcajadas de siempre. Que seguimos respirando, sintiendo como uno, sustituyendo el himno olímpico por la NBA en Disney World. Que fuimos fieras libres defendiendo el derecho a disfrutar de vivir entendiendo que el amor tiene más memoria que la muerte.

Quedan cien años para que se publique ese libro.

Tenemos tiempo para ir a por la vida con la piel de gallina.  

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s